La soja: energía vital

Un submundo de extraordinarias propiedades se esconde en esta legumbre liviana y poderosa.

Existe el prejuicio de que, quien consume soja, está “a dieta”. La soja es un alimento extraordinario destinado no sólo a los vegetarianos, aunque sí lo incluyen en su rutina en mayor proporción que los consumidores de carne. Precisamente, tiene la capacidad de sustituir a la perfección las proteínas de la carne vacuna e igualar las del pollo. También es un óptimo reemplazo de la leche animal, por lo cual constituye una opción interesante para quienes sufren de intolerancia a la lactosa.

El reinado del monocultivo

La soja es una legumbre seca de origen asiático y principal cultivo en Argentina, que abarca más de 50 % del total del área sembrada con granos. El espectacular crecimiento de la actividad en nuestras tierras la ha redefinido como “monocultivo”, dejando atrás el estrellado del trigo y el maíz. De modo que la nueva “república sojera” ha desplazado por completo al “granero del mundo” que alguna vez supimos ser.

Nuestra soja al mundo

Durante los últimos años, el cultivo de la soja ha adquirido una fuerza arrolladora tanto en su nivel de producción interna como en los alcances de sus exportaciones, que totalizan un 95% del volumen producido en el país, concentrado en Córdoba (36%), Santa Fe (26%) y Buenos Aires (21%). El comprador número uno es la República Popular China, que absorbe el 74% de las toneladas de grano exportadas.

Nutrientes al plato

Consumir soja es incorporar a nuestro organismo las sustancias más nutritivas y proteicas que un alimento pueda brindar en su composición. Rica en calcio, potasio, magnesio, fibra, fósforo, vitaminas y aminoácidos, ayuda a combatir la osteoporosis, reducir el colesterol en sangre, mejorar la circulación y contrarrestar la diabetes. Las distintas formas que adopta la soja permiten integrarla a las comidas de múltiples maneras: en grano, como brote en preparaciones al wok o ensaladas, en sopa de verduras o en milanesas. Quienes no queden atrapados con su sabor, pueden recurrir a otros ingredientes elaborados a base de soja, que aportarán sus mismos beneficios: leche, aceite, salsa y harina de soja.

Una vez desplegado este escenario, se puede derribar el mito de la soja como alimento prescindible y suplantarlo por la encantadora idea de que la naturaleza nos está brindando todo su potencial servido en bandeja, para que sea aprovechado.

NO ME DIGAS!

  • 250 gr de soja proporcionan el 50% de las necesidades diarias de calcio.
  • En 1961, provincia de Salta,  se realizan las primeras prácticas, ensayos y cosechas mecánicas de la soja.
  • En 1972 en Poder Ejecutivo la declara de interés nacional.
  • Hoy, Argentina posee 20 millones de hectáreas dedicadas al cultivo y es:
  • el n°3 exportador mundial de soja
  • el n°1 de aceite de soja (usado para la industria de biocombustibles)
  • el n°1 de harina de soja (sirve de alimento para ganado)
 

QUE SE YO!

PARA CHUSMEAR

  • Archivo

    VINO TINTO CARCASSONNE

    Valorado en 0 de 5
    Leer más

    Combinación exacta de la estructura y potencia del Cabernet Sauvignon con la dulzura de los taninos del Malbec. Un clásico Argentino siempre junto a nuestra parrilla. En los años 40 era el elegido del la familia Perón.

1
Gracias por su consulta. Lo esperamos en Defensa al 1344 del miércoles al domingo de la 12hs hasta la medianoche. Haga su reserva online aquí: http://pulperiaquilapan.com/
Necesitaría algo más?
Powered by
Ir arriba