Cerveza Belsh

Productos

Rubia, roja y negra. Hasta ahí vamos bien. ¿Qué vendría siendo entonces una witbier? Es un descubrimiento para mí. Esta cerveza blanca de trigo tiene un amarillo pálido, una espuma blanca y consistente y unos aromas de cáscara de naranja, coriando y especias. Su denominación "blanca" se debe a la palidez del tono, debido a la levadura en suspensión y a la proteína del trigo, que las dota de un color amarillento, cercano al blanco. En boca se presenta liviana y discretamente agridulce, con un sutil toque cítrico y condimentado. La entrada es suave, seguida de un olor anaranjado para terminar con un sabor ácido, ligeramente picante. Recomiendo beberla entre 4 y 6ºC y maridarla con el mar… especialmente con mejillones al vapor.

La primera vez que aparece el término "dubbel" fue en el siglo 17 y era de elaboración exclusiva de los monasterios. En su producción se enjuagaba la misma malta de la primera maceración, lo que daba un mosto con menos azúcar. Es decir, una bebida ligera que era vendida a la gente del pueblo. Esta cerveza de estilo de abadía es de color rojizo-marrón. Su espuma cremosa desprende un aroma de malta caramelo y chocolate, y deja un bonito motivo de encaje sobre la copa. El sabor es rico y complejo, a caramelo y frutos rojos, con un final seco y poco amargo. Recomiendo beberla entre 8 y 12ºC y maridarla con carnes asadas o estofadas y postres con chocolate.

Como nos encantó la Tripel Keusters, ahora fuimos por más. Más sabor, más aroma, y más mililitros. Esta versión de 750ml de IPA es perfecta para ser compartida por la tarde, cuando el sol y la brisa se hacen amigos. Su color ámbar nos invita a adentrarnos en el amargor, que se mezcla de maravillas con el dulce caramelizado de la malta. ¡Se me hace agua la boca de tan solo recordarla! Mejor, vamos con un poco de historia. Al comienzo del siglo XVIII, en épocas de colonia Británica sobre las Indias, las tropas y civiles que aquí habitaban extrañaban la cerveza de su país, pero el viaje fue muy largo para este brebaje mágico. Las variaciones de temperatura y la violencia del trayecto fueron lapidantes. La solución era hacer la propia en tierras lejanas. ¿Querés unos consejitos para combinarla y hacer maridajes? Podés combinar esta IPA con queso provolone, condimentado con pimienta negra para dar un exquisito contraste; o acompañar un pollo salteado al disco, con mix de verduras. Ahora, si sos más dulce, un muffin de chocolate y esta IPA son los mejores amigos.

Nada tiene que ver con el triple malteado o la triple fermentación o la triple no sé qué. La Triple de Keusters tiene su origen en la Abadía de Westmalle, en Bélgica, donde se fabrica la cerveza trapense (trappistenbier) y se marcaba con tres “X” sobre las botellas porque es una cerveza de mayor fortaleza y graduación alcohólica. Te digo de verdad, fue una sorpresa para mí, que no la conocía, el toque frutal que cobra cuando la probás, y ese suave gusto a pasas de uva. Una gran frescura seguida de un agradable sabor amargo medio alto. Nos sentamos en el patio, y con silencio absoluto a la noche, abrimos una de estas rubias debilidades. ¿Me acompañás?

Ir arriba
Abrir chat
1
Puede reservar su mesa llamando al 4307-6288.
Lo esperamos en Defensa al 1344, San Telmo del miércoles al domingo de la 12hs hasta la medianoche.
Si es algo urgente puedes molestarme en WhatsApp. El pulpero
Powered by