Pulpería Quilapán, coordenadas del campo en la ciudad

¿Anda más perdid@ que paisan@ en metrópoli? Que no panda el cúnico… Aquí le contamos con pelos y señales donde se encuentra la pulpería.

Que la calle Defensa es un ataque de historia, ya no es ninguna novedad. ¡Si se lo hemos contado con lujo de detalle! Y por Defensa 1344, ¿cómo andamos? Pues la cosa no se queda atrás. A esta altura de confianza –es usted un viej@ y querid@ parroquian@ de estos virtuales pagos–, bien sabe ya que un alto en la pulpería es casi casi como un viaje a la esencia del ser nacional, al ayer más nostálgico de nuestra querida Buenos Aires y mucho más. ¿Qué todavía no se ha atrevido a hacerlo in situ?, ¿fuera de las imposibles distancias que este blog? Pues pa’ que no se quede con las ganas de conocernos a cinco sentidos, aquí le pasamos coordenadas. Tome nota nomás.

El barrio, nuestro norte

De arriba para abajo. O de norte a sur. ¿La inconfundible plaza de Mayo como punto de partida? Sí, como en los tiempos fundacionales. Pues entonces péguele derechito por Defensa. El llamado casco histórico o Monserrat, con San Telmo por delante siempre listo para deleitar. Deberá atravesarlo casi hasta sus confines, porque lo bueno siempre se hace esperar. Tras tamaña historia y cuadras atravesadas, llega entonces el merecido respiro por los lares de Quilapán. Defensa 1344, hemos dicho. ¿Qué cuantos metros pateados? Recuerde la regla de esta cuadriculada metrópoli: cada cuadra, 100 metros. Por cada cuatro de ellas, una avenida. Así la cosa, vaya sumando al andar: avenida de Mayo, avenida Belgrano, avenida Independencia, avenida San Juan y pase por debajo de la autopista contigua que le restan una y media más. San Telmo, sus fachadas de antaño, sus adoquines inmaculados y su bohemia doquier harán que la caminata valga la pena. Eso sí, caso ande motorizad@ baje por la paralela Balcarce y pegue la vuelta por Juan de Garay. Desde entonces, tome Defensa y en media cuadra por aquí ya estará.

A todo corazón

Ni al este ni al oeste, que la calle Defensa y nuestra pulpería allí de pie atraviesan San Telmo dejando idéntico terreno a diestra siniestra. Cuatro cuadras al este, la avenida Ingeniero Huergo. Cuatro cuadras al oeste, la calle Piedras, paralela a 9 de Julio en 250 metros. ¿Más fácil imposible, verdad? Nunca tan bien dicho, palpitando en el corazón del barrio. Allí estamos pues. Y si de tanto girar resulta perdido, a esta altura más de un cruce de avenidas lo rescatará de toda desorientación. San Juan y 9 de Julio, San Juan e Ingeniero Huergo. Defensa silbando bajito entre las segundas, a igual distancia de cada cual. ¡Allí estamos nosotros! Ya sea que tome San Juan por el este o por el oeste, en el medio nos va encontrar. Si viene sobre cuatro ruedas, desde la 9 de Julio hacia Huergo, es la única dirección que por San Juan puede tomar.

Sur… una luz de almacén

Y prafraseando al gran Troilo, ¡de pulpería también! A 250 metros del último aliento sur del barrio –la avenida Caseros o el propio parque Lezama–, allí se alzan el pingüino y la bandera nacional pa’ que nos encuentre, incluso, a la distancia. Desde los vecinos barrios de Barracas y La Boca, como historia manda. Pues la esencia de conventillo y arrabal descansa en nuestros cimientos, y los aires de la más fabril e inmigrante Buenos Aires circulan por nuestro patio. ¿Acaso nos podía caber mejor ubicación en el mapa? Las calles de la ciudad cuentan, y vaya eco nos hacemos de su historia, de su traza. Le digo más, si alguna yapa faltaba, Constitución también se cuela en la barriada: a seis cuadras de la 9 de Julio –y a siete de su famosa plaza–, yendo por avenida Brasil, se topa usted con Defensa ya sea que ande en vehículo a venga a pata. Gire a la derecha que en cuadra y media las puertas de la pulpería esperan abiertas por su llegada.

Así que ya lo sabe. Que la vertiginosa Buenos Aires no sea excusa. Cuenta usted con esta maravillosa brújula de palabras para dar con estos pagos sin preocupación alguna. ¿Todavía le resta alguna duda? Aquí estamos pa’ responderle, y recibirl@ como en casa.

FOTOTECA

RUBRICA

INSOLITO

Al filo de la historia: ¿sabía usted que en el actual parque Lezama se produjo el primer y fallido intento de fundación de Buenos Aires? Siempre al pie de los acontecimientos, allí se encuentra la pulpería. Vecina de las más importantes gestas ¡y del que hubiera sido el comienzo de los comienzos!

BIBLIOGRAFIA

PREGONERA

COMPARTIR

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin
Abrir chat
1
¿Que tal? Estamos abierto todos los días. Puedes hacer su pedido al 4307-6288 o directamente por acá. Caminamos hasta 10 cuadras! Aguardo su llamada. El pulpero
Powered by