Juan Duarte, por siete años locos…