Caramelos Media hora, la historia continúa