Luis de Tejada, el poeta de trinchera