El asado o la tentación de la carne

Un manjar intenso, popular y único. La pasión argentina número uno en materia de gastronomía.

El asado es sinónimo de la Argentina tanto como Maradona, el tango y el dulce de leche. Nada se asemeja al aroma irresistible que despide la carne asándose en algún patio, obra en construcción o restaurante. Una impresión olfativa que invade el organismo, dejando su sello en nuestra memoria sensorial.

El arte de asar

Preparar un asado significa brindar el máximo esfuerzo culinario para hacer felices a los nuestros. Su cocción esconde un cuidadoso proceso que va desde encontrar al carnicero perfecto hasta estimar las cantidades y supervisar las variedades de los cortes, teniendo en cuenta las preferencias de cada uno de los invitados a casa.
Hacer un buen asado también requiere de unas cuantas virtudes, que se verán reflejadas en el resultado final del menú: conocimiento técnico, voluntad, atención, paciencia y meticulosidad. Todo buen asador sabrá que su rol consiste en no perder jamás el control de los tiempos; de ahí, la famosa pregunta: “¿jugoso, cocido o a punto?”

Cada maestro con su libro

Hay distintas maneras de preparar un asado: a leña, al carbón, a la estaca, al asador o a la parrilla. Carne vacuna, cerdo, cordero, pescado y pollo, todo vale. El común denominador es la lentitud en la cocción. La famosa parrillada atrae por su variedad de ingredientes y su inigualable significado social. Ofrece un gran abanico de cortes vacunos como las famosas achuras (vísceras): molleja, chorizo, morcilla, chinchulín, riñón; y los cortes típicos: entraña, vacío, lomo, costilla, bife de chorizo, tira de asado y ojo de bife. Las verduras a la parrilla son una buena elección como guarnición, aunque el acompañamiento ideal son las ensaladas frescas.

¡Un aplauso para el asador!

El agradable suspenso que genera la elaboración del asado se comparte entre los comensales con particular complicidad. En la “previa”, se disfruta entre aromas y placeres de las picadas, empanaditas criollas y copas de vino. El punto culmine es el esplendoroso despliegue del asado sobre la mesa siempre entre risas, charlas terapéuticas, chistes y exquisitas anécdotas de vida.

NO ME DIGAS!

  • ¿Cómo estimar la cantidad de carne justa? Aproximadamente, 500 gramos por persona.
  • El común denominador es la lentitud en la cocción.

QUE SE YO!

PARA CHUSMEAR

  • Archivo

    VINO TINTO CARCASSONNE

    Valorado en 0 de 5
    Leer más

    Combinación exacta de la estructura y potencia del Cabernet Sauvignon con la dulzura de los taninos del Malbec. Un clásico Argentino siempre junto a nuestra parrilla. En los años 40 era el elegido del la familia Perón.

1
Gracias por su consulta. Lo esperamos en Defensa al 1344 del miércoles al domingo de la 12hs hasta la medianoche. Haga su reserva online aquí: http://pulperiaquilapan.com/
Necesitaría algo más?
Powered by
Ir arriba